Preguntas trampa en un proceso de selección, como identificarlas y responder para obtener el empleo

  •  
  •  
  •  
  •  

¿Cómo puedo adaptar mi Curriculum Vitae a la oferta de empleo?

Dónde están las mejores ofertas de empleo

El mercado oculto de las ofertas de empleo


Actualmente, la misión de buscar y encontrar trabajo puede ser uno de los grandes retos que han de afrontar tanto los desempleados como aquellas personas que quieran optar a un ascenso.

El mercado laboral está bastante saturado y a los reclutadores muchas veces no les queda más remedio que acudir a las llamadas “preguntas trampa”. Saberlas identificar y ser conscientes del peso que tienen en una entrevista de trabajo puede ayudar a que comuniquemos nuestra candidatura de la mejor forma posible.

¿Para qué sirven las preguntas trampa?

Las preguntas trampa sirven para explorar los posibles motivos por los que una candidatura puede no ser interesante aunque formalmente el currículum vitae sea adecuado para el puesto vacante.

Las preguntas trampa pueden servir además para aligerar la bolsa de candidatos antes de ponerlos a prueba mediante métodos de evaluación que llevan más tiempo y esfuerzo que la toma de contacto inicial.

En este artículo te pongo algunos ejemplos de preguntas trampa y cómo puedes responderlas para causar buena gestión al reclutador y pasar el proceso de selección:

¿Por qué dejaste tu empleo anterior?

Esta pregunta sirve para tener información sobre tus trabajos anteriores y tus motivaciones al trabajar en ellos. Pero déjame decirte que también tiene un lado oculto, ya que nos deja en una situación en la que podemos mentir sobre lo que sucedió o hablar mal de la empresa.

En este sentido, responde con sinceridad y nunca hables mal de empresas en las que hayas trabajado, ya que puede ser motivo de no pasar el proceso de selección.

¿Por qué has estado tanto tiempo sin trabajar?

Esta pregunta trampa sirve para explorar los motivos por los que ha habido un parón en tu vida laboral, si la ha habido. Así, el reclutador puede valorar si has tenido mala suerte o si eres una persona poco proactiva.

Mi consejo para responder esta pregunta es que (si no lo has puesto en el CV) comentes de forma natural que ese tiempo de parón lo has aprovechado bien para formarte, o para cuidar a un familiar.

Esa sinceridad te hará ganar muchos puntos y te dará más posibilidades de pasar el proceso de selección.

¿Qué puedes aportar a esta organización?

Esta pregunta tiene como objetivo hablar sobre las competencias que crees que se requieren en el puesto de trabajo; pero aquí lo importante no es lo que dices, sino cómo lo dices. Es decir, tu manera de venderte.

En este sentido, debes hablar sobre esas fortalezas personales que no has incluido en tu CV, así como sobre aquellas que sí aparezcan por escrito y creas que están relacionadas con lo que se pide.

¿Dónde te ves dentro de 5 años?

Es una pregunta muy común y a la vez difícil de responder en las entrevistas de trabajo, ya que el entrevistador sabe que es muy difícil predecir el futuro a 5 años.

Esta pregunta realmente busca averiguar cómo este puesto de trabajo se ajusta a tus objetivos a largo plazo.

Una buena respuesta en general puede ser algo así: «Quiero crecer y desarrollar mis habilidades y contribuir al éxito de la empresa». Incluso puedes añadir que esperas poder tener un mayor nivel de responsabilidad a medida que aprendes sobre la empresa y adquieras experiencia.

¿Cuáles son tus expectativas salariales?

Si te hacen esta pregunta, seguramente es porque están valorando tu perfil como el adecuado para el puesto.

Aquí debes tener preparada una horquilla de salario que de verdad te motive para trabajar en esa empresa. Sé siempre sincero.

Mis últimos consejos

  • Prepara la entrevista de trabajo previamente.
  • Responde bien a las preguntas trampa, ya que el no hacerlo puede dejarte fuera del proceso.
  • Confía en ti y transmite esa confianza.

Enlaces de interés

Laura Castilla

Sobre Laura Castilla

Asesora laboralista y redactora jurídica


  •  
  •  
  •  
  •