Adolescentes

Esta es la edad ideal para que los adolescentes tengan su primer móvil

La edad recomendada por los expertos es a los 16 años, aunque cada caso es diferente y hay que tener en cuenta una serie de aspectos para reconocer si es el momento adecuado.


La etapa de la adolescencia es, sin duda, una de las más complicadas a nivel vital tanto para padres como para propios adolescentes. Es una etapa de dudas, incertidumbre y de sentir que algo estamos haciendo mal con ellos.

Y déjame decirte que puedes convertir esta etapa en un momento a tu favor si te haces con herramientas prácticas que van a hacer más fácil acompañar a tu hijo adolescente en los distintos momentos de esta. Con este artículo abrimos una serie de artículos dedicados a padres y madres que tienen hijos adolescentes que necesitáis ayuda para transitar esta etapa con ellos.

Y comenzamos con un tema que me preguntan mucho en consulta, y es el referente a cuál es la edad ideal para que tu hijo adolescente tenga su primer móvil. Así que abre bien los ojos porque comenzamos.

El miedo cuando escuchamos “quiero un móvil”

Ha llegado el momento en que tu hijo adolescente te pide su primer móvil. Entras en pánico. No sabes qué hacer. Preguntas a otras madres del cole, empiezas a leer todos los blogs sobre adolescencia en relación a este tema, pero no sabes qué hacer.

La edad media en que los niños reciben su primer móvil se sitúa por debajo de los 11 años, según datos de Unicef. Es un momento que se ha ido rebajando progresivamente, de tal forma que la mayoría de los menores españoles entre 10 y 15 años, en concreto un 69%, disponen de teléfono. Es decir, mucho antes de ser adolescentes.

Cómo confirmar que pueden ya usar un móvil

No hay una norma fija en relación con la edad mínima en que un adolescente debería o no tener un teléfono móvil. Hay muchas variables a tener en cuenta, como la edad, el nivel de madurez o las necesidades familiares.

Lo importante es que hagas ver a tu hijo que el hecho de tener un móvil les debe hacer más responsables. Tiene a su alcance multitud de información que no está sesgada, y muchas veces como padre o madre no puedes controlar qué páginas web o aplicaciones visita tu hijo.

Por tanto, las variables que te he nombrado con anterioridad tienen especial protagonismo en este tema.

Si quieres recibir mas artículos como este, síguenos en redes: Facebook, Telegram, Twitter, Instagram y Google Noticias.

Firma un “contrato” con ellos para utilizar el nuevo móvil

Finalmente has decidido que le vas a dar su primer móvil. En este sentido, algo que funciona muy bien es firmar un contrato con ellos donde se acuerden unas normas de uso adecuado. De esta forma, le estás transmitiendo a tu hijo que tener un móvil no es un premio, sino una responsabilidad.

Los acuerdos que podrás pactar con tu hijo son los siguientes:

Límites de tiempo

En este punto es importante establecer cuál es el horario en el que tu hijo podrá utilizar el móvil. Es importante acordar a partir de qué hora de la noche ya no lo podrá utilizar, para que no interfiera en su descanso y no afecte al rendimiento en el colegio o instituto.

Límites de espacio

Es decir, en qué momentos no está permitido su uso: como en las comidas, cuando están estudiando o en reuniones familiares.

Límites de contenido

Como padre o madre debes asegurarte de que tu hijo no puede acceder a determinadas páginas o aplicaciones, como contenidos para adultos, estafas o juegos online.

En este sentido te aconsejo que utilices sistemas de control parental.

¿Y si no cumplen con lo pactado?

Pues bien, en ese acuerdo o contrato formalizado con tu hijo debes especificar qué puede ocurrir si no cumplen lo acordado.

Con ello evitas ponerle un castigo de forma improvisada y quizá desproporcionada en función de tu nivel de enfado de ese momento.

Además, es importante que haya un acompañamiento en el uso de su teléfono. Mejor acompañar que vigilar. Grábate a fuego esta frase: MEJOR ACOMPAÑAR QUE VIGILAR.

Enlaces de interés

Laura Castilla

Asesora Sociolaboral

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba