Actualidad

Tarifa eléctrica en 2021: Como ahorrar con la nueva factura de la luz

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia va a impulsar un cambio en los términos de facturación de los peajes de acceso, diferenciándose por niveles de tensión tarifarios y periodos horarios.

Estos cambios deben ser implementados por las distribuidoras, las cuales tienen hasta el 1 de junio de 2021 para llevarlos a cabo según recoge la Circular 3/2020, de 15 de enero, de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia.

Podemos apreciar 3 cambios importantes en las tarifas de acceso destinadas al uso doméstico, es decir, de baja tensión (menor a 1 kV) y con una potencia inferior a 15 kW:

  • Las tarifas de acceso 2.0 y 2.1 se convertirán en un único peaje 2.0TD
  • Cambiarán los periodos de discriminación horaria
  • Podrás contratar la potencia según franja horaria, pudiendo mantener la misma si así lo deseas.

Nuevos periodos horarios

En menos de dos meses, todos los consumidores y pymes con una potencia igual o inferior a 15 kW, cuya tarifa pasará a denominarse 2.0TD, verán en su factura que el precio de la energía variará según las horas.

Los diferentes tipos de discriminación horaria que conocemos hasta ahora se reforman, dando paso a una única discriminación horaria de la Tarifa 2.0TD.

La discriminación horaria de la nueva tarifa tiene 3 periodos:

  • Punta: horas más caras
  • Llano: horas con precio medio
  • Valle: horas con precio reducido

Dependiendo del horario en el que hayan consumido electricidad pagarán más o menos:

  • El periodo P1 punta (de 10 a 14 h y de 18 a 22 h) será el más caro.
  • El siguiente periodo, P2 llano, con una tarifa media, tendrá tres tramos: de 8 a 10 h, de 14 a 18 h y de 22 a 24 h.
  • En las horas nocturnas (de 0 a 8 h de la mañana), el 30% de todas las horas del año, la electricidad costará mucho menos en el llamado periodo P3 valle.
  • Además, es importante recordar que durante los fines de semana y festivos nacionales todas las horas serán valle.

Por qué se cambia la tarifa

La normativa europea establece que, dentro de la parte regulada de la factura eléctrica, deben separarse los costes destinados a peajes de acceso de los cargos.

Qué son los peajes

Los peajes o tarifas de acceso son unos costes que se abonan a través de la factura de la luz y que hacen referencia al transporte y distribución de la energía.

En el mercado libre, los peajes de acceso se incluyen en el coste por energía consumida y potencia contratada y el coste total abonado por este concepto se detalla en el recibo. En el PVPC, este precio está desgranado, por un lado, el coste de los peajes y por otro el de comercialización.

Importancia de saber si estamos en el mercado regulado o en el libre

Según el Panel de Hogares de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) sobre electricidad y gas del primer semestre de 2020, sólo un 25% de los usuarios saben que pueden contratar su suministro eléctrico a un precio regulado (acogidos al Precio Voluntario para el Pequeño Consumidor-PVPC- que fija el Gobierno de España) o a un precio liberalizado (el consumidor contrata la tarifa que le resulte más interesante para sus necesidades directamente con la comercializadora).

Con los cambios introducidos en la nueva factura eléctrica es importante que sepamos cómo tenemos contratada nuestra factura de la luz porque, en función de eso, el ahorro podrá ser mayor o menor.

Así, los usuarios del mercado regulado notarán mucho más el ahorro que pueden conseguir en los diferentes tramos horarios si adaptan sus hábitos de consumo.

Para el caso de consumidores que se encuentren en el mercado libre, es aconsejable que se informen correctamente de sus contratos con las empresas comercializadoras con las que tengan contratado su suministro si quieren aumentar el ahorro.

Cómo ahorrar con esta nueva factura

Con la nueva factura la clave estará en que los consumidores modifiquen sus hábitos de consumo, adaptándolos a los tres periodos que se habilitarán: punta, llano y valle.

Se puede conseguir un ahorro de hasta 150 euros anuales, sin realizar inversión alguna, únicamente poniendo a funcionar el lavavajillas, la lavadora y el termo en horarios de consumo valle. Para esto no es necesario levantarse de madrugada entre semana a conectar los aparatos. En el mercado se encuentran enchufes con programador por menos de 5 euros que nos ayudarán con esta tarea sin perder el sueño.

Este ahorro aumentará todavía más, hasta los 200-250 euros anuales, introduciendo medidas de eficiencia energética, que en esta ocasión sí requieren inversión, como ventanas más sostenibles con rotura de puente térmico y vidrios especiales con protección solar (con las que se puede reducir hasta un 30% el consumo de la climatización), aislamiento térmico, medidas de protección solar o equipos de alta eficiencia energética, etc.

Así, por ejemplo, cambiando un frigorífico con más de 10 años de antigüedad por otro más eficiente (teniendo en cuenta que funciona las 24 horas del día, incluidas las punta), con la nueva tarifa eléctrica conseguiremos un ahorro en la vida útil del equipo de 1.300 euros (900 euros con la anterior tarifa).

Posibilidad de contratar distintas potencias

Con la nueva tarifa eléctrica también pagaremos menos por la potencia contratada, ya que se reducirá la parte fija de nuestra factura (relacionada con la potencia contratada y que es un coste que no oscila cada mes) frente a la parte variable (la que depende del consumo de electricidad y que cada mes cambia).

De esta forma, un hogar que tenga contratada una potencia de 4,6 kW pasará de pagar 250 euros anuales (impuestos incluidos) a 150 euros/año.

Además, con la nueva tarifa de la luz 2.0TD podremos elegir dos potencias distintas, una para el periodo valle y otra para el periodo punta. O, si lo preferimos, podremos contratar la misma para ambas franjas.

¿Los consumidores tienen que hacer alguna gestión?

Esta división de peajes de acceso y cargos y los diferentes tramos horarios se trasladarán a un nuevo modelo de factura eléctrica para los consumidores acogidos al Precio Voluntario para el Pequeño Consumidor (PVPC) sin tener que hacer ninguna gestión con su compañía.

En el mercado libre, cada distribuidora decide su propio modelo de factura para los consumidores con menos de 15 kW de potencia contratada, pero la Resolución del Gobierno les indicará el contenido mínimo imprescindible que deben incluir.

Bonos sociales:

Tamara López

Graduada en Trabajo Social. Máster en Educación Social y Animación Sociocultural.
Botón volver arriba