La rebaja del IVA del gas natural abaratará la factura entre 5 y 19 euros al mes
Actualidad

La rebaja del IVA del gas natural abaratará la factura entre 5 y 19 euros al mes

Facua calcula que con esta medida un usuario con un consumo mensual de 400 kWh y que paga actualmente 35,92 euros pasará a abonar 31,17 euros


La  rebaja del IVA en la factura del gas del 21 al 5% anunciada el jueves por Pedro Sanchez dejará un pequeño alivio en el bolsillo de los españoles, que ya ven cada vez más de cerca la llegada de los meses fríos con unos precios récord de la energía. Según estimaciones de dos de las principales asociaciones de consumidores en España (OCU y Facua), el ahorro mensual para un usuario normal podría oscilar entre los 5 y los 19 euros en función de la intensidad del uso y el tipo de contrato.

En concreto, la OCU estima que un hogar medio con calefacción y consumo moderado (9.000 kwh al año) y que tenga contratada la tarifa más barata del mercado libre podría ahorrarse 227 euros al año (18,9 euros al mes). En cambio, si ese mismo hogar estuviera abonado al mercado regulado (tarifa TUR) el ahorro se rebajaría a menos mitad: 103 euros anuales (8,6 euros). Conviene recordar que en España, la proporción de hogares con tarifas reguladas de gas apenas alcanza el 20% de los 7,9 millones de consumidores registrados por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).

Por su parte, Facua calcula que un hogar con un consumo moderado de gas (4.800 kwh al año) se ahorraría cinco euros al mes, mientras que otro con un consumo algo más intenso (9.600 kwh) vería rebajada su factura en 9,6 euros.

Cuanto mayor sea el gasto en calefacción, mayor será el ahorro por la rebaja

Como es lógico, cuanto mayor sea el gasto en calefacción, mayor será el ahorro por la rebaja. Por ello, las familias con calefacción y cocina a gas, las más grandes y las situadas en zonas frías serán las que más verán rebajado el montante de su factura. Según ha estimado este periódico a partir de datos sobre las ofertas de gas publicadas en la web de la CNMC, un hogar de estas características podría ahorrarse 14 euros al mes si tiene tarifa regulada. En el mercado regulado, la rebaja oscila en un rango de 32 euros mensuales para la oferta más barata y 65 euros para la más cara.

Es importante recordar que estas estimaciones no incluyen las ofertas que combinan gas y electricidad en un mismo contrato, que también se verán beneficiadas de la rebaja. En principio, quienes sí quedarán fuera de la rebaja serán los usuarios de butano o propano, donde el IVA sigue siendo del 21%. No obstante, el Ejecutivo congeló en mayo el precio de la bombona de butano, que costará 19,55 euros hasta que acabe el año. Además, el Gobierno limitará a un máximo del 15% las subidas en la tarifa regulada del gas lo que resta de año. Las dos próximas están previstas para el 1 de octubre y el 1 de enero.

Si quieres recibir mas artículos como este, síguenos en redes: Facebook, Telegram, Twitter, Instagram y Google Noticias.

Las asociaciones de consumidores piden más

La rebaja fiscal al gas llega más de un año después de que el Ejecutivo redujera el IVA de la factura de la luz del 21 al 10%. Más adelante reduciría también el impuesto especial eléctrico del 5 al 0,5% y suspendería la tasa a la generación para abaratar el recibo. En su anuncio de la bajada del gas, Sánchez no ha hecho referencia a ninguna rebaja del Impuesto Especial sobre Hidrocarburos, aunque este tributo apenas supone 21 euros de desembolso al año para un hogar con calefacción y consumo medio (9.000 kwh).

Alivio para la industria

Desde la industria, uno de los sectores más castigados por la crisis energética, también valoran positivamente la medida, aunque sigue lejos de solucionar el problema. «Es una medida beneficiosa para la industria, ya que mejora la tesorería y circulante en un momento muy crítico», explica Verónica Riviere, presidenta de Gas industrial, una asociación que defiende los intereses de los consumidores industriales de esta materia prima. No obstante Riviere, recuerda que para las empresas el IVA es neutro.

La rebaja fiscal al gas afecta de forma diferente a la industria, que no paga IVA, algo que corresponde al consumidor, pero sí debe declararlo y adelantar el importe a Hacienda. Por ejemplo, una empresa que produce azulejos pagará el IVA de la factura del gas que emplea para fabricarlos, un gasto que luego repercutirá al consumidor final cuando este adquiera el azulejo. Como el lapso de tiempo entre que la empresa paga el gas con el que fabrica el azulejo y este acaba vendiéndose puede ser de meses, una rebaja en el IVA del gas puede suponer un alivio temporal en las cuentas de estas empresas. Pagarán menos de factura, pero luego repercutirán menos ese coste cuando declaren el IVA.

Tania Esquer Bru

Trabajadora Social
Botón volver arriba