Actualidad

El atasco de la TUR del gas impide la marcha masiva al mercado regulado

Apenas el 0,8% de los clientes del mercado libre se han pasado al regulado en los últimos meses debido a la dificultad para cursar las peticiones. Las energéticas afirman no tener capacidad para tratarlo.


Esperas infinitas por teléfono, correos sin respuesta, colas en las oficinas y hasta citas a varias semanas vista. El pánico energético ante el alto precio del gas que viene proclamándose desde hace meses como consecuencia del nuevo paradigma energético europeo ha hecho que muchos consumidores hayan optado por trasladarse a las tarifas de último recurso (TUR) de gas y luz (PVPC).

Esta ola de adhesiones a las tarifas reguladas ha pillado por sorpresa a las comercializadoras reguladas, todas ellas dependientes de grandes grupos energéticos como Naturgy, Iberdrola, Endesa y TotalEnergies. Estas comercializadoras alegan no disponer de capacidad en sus servicios de atención al cliente que haga frente frente a semejante cantidad de peticiones. Sobre ellas tiene la vista puesta el Gobierno, que sospecha que están ralentizando estas peticiones para mantener a sus clientes en el mercado libre, donde los precios serán inevitablemente más altos.

Si quieres recibir mas artículos como este, síguenos en redes: Facebook, Telegram, Twitter, Instagram y Google Noticias.

Investigación a las grandes compañías energéticas

A finales de octubre se conocía que la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) había abierto una investigación a las grandes compañías energéticas tras recibir quejas de los consumidores a la hora de trasladar sus tarifas al mercado regulado. Es por ello, que el Gobierno ha puesto en medidas para regular el impacto que los precios puedan tener sobre los bolsillos de los más vulnerables, limitando las subidas de precios en el mercado regulado y creando una nueva TUR para las calderas de las comunidades de vecinos.

Las comercializadoras se defienden diciendo que están poniendo todos los medios necesarios para atender el aumento de solicitudes, que cifran a una media de 22.000 tramitadas cada semana hasta un total de 85.000 desde septiembre.

Belén Romero Escolano

Trabajadora Social

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba